La meva foto
Em diuen Carles Alòs i sóc un apàtrida. Aquest blog serà un viatge pels indrets més amagats de l'ànima, per les emocions més intenses i pel viure quotidià de cada dia. Agafen cadira i seguen, de la resta, jo m'encarregue,

divendres, 15 de juliol de 2011




Guiáis a enjambres invisibles por caminos sinuosos,
detestáis a malabaristas
que agreden vuestras intenciones.

Tenéis las manos untadas de deseos
que nunca se cumplirán.
Habláis con los brazos cruzados
arremetiendo contra la gente honrada.

Guardáis cadáveres en los bolsillos,
 momias en los armarios;
preguntáis hipócritas:
quien dirige el mundo?
apoyándoos en blandos cayados rellenos de vuestra amargura.
Pronunciáis conjuros metafísicos,
quemáis los catones de los niños.

No tenéis clemencia con el moribundo
y arrancáis las alas a los ángeles
porque no consienten vuestro imperio.

Os miráis en grandes espejos,
peinándoos con pintas doradas,
 no admitís críticas
ya que siempre lo supisteis todo.
Escupís en la mejilla del prójimo,
 habláis de vergeles esplendidos
construyendo ciudades de postín.

Nunca tendréis nombre, ni estirpe
y estáis condenados a andar descalzos por la trinchera.

Ladrones exquisitos, rufianes,
nunca albergaréis la vida en vuestro pobre costado.
Vagáis por la hierba amortajada
donde los cadáveres se ríen  de vuestra osadía.

No tenéis familia, nunca existiréis.

Reserváis las mejores galas
para entierros multitudinarios,
disparáis con bazoca a las flores,
 rociáis de espanto tiernas esperanzas.
Nunca habéis tocado una rosa,
ni sonreído a un niño
y lloráis en el encuentro de los amantes,
envidiosos de la vida que fluye.

Amáis joyas talladas, pieles exquisitas,
sucedáneos serviles de vuestra definición.

Corréis cuando toca parar,
 os hacéis los muertos en el imperio de la emoción.
No tenéis quien os quiera
y pretendéis explicar el cielo.

Abrís cerrojos que no tocan
y pedís prestados símbolos de la firme tierra.
Pretendéis ser admirados y sois odiados
por cualquiera que capte vuestro hedor.

Dais limosna al herido
para luego descuartizarlo
y soñáis con un mundo mejor
cuando sois los peores y los últimos.
Decrépitos señoritos, funestos engendros,
Depredadores de la vida.

No crucéis los umbrales o moriréis hartos
de esperanza que nunca tuvisteis.

Carles.A.2010

2 comentaris:

  1. Mare meua, Carlos. Qué te ha pasado??? COntra quién arremetes?? Banqueros? Países ricos? la gente codiciosa? Políticos corruptos? Imperialistas?? Bueno, al menos te has quedado bien satisfecho ;) Un abrazo y jam en breve, eh? Ana.

    ResponElimina
  2. Hola Ana, me alegra mucho tu comentario. Supongo que arremeto contra todos un poco, los ricos, la moral judeocristiana, un poquito a todos. Si que me quedé a gusto cuando lo escribí.

    Un beso y buen verano !

    ResponElimina

Benvingut al meu blog, seu i relaxa't. Puc preparar un café i intercanviar opinions.